Bienvenido a Inversión

Bienvenidos a la sección de inversión.

Esta sección está fundamentalmente dedicada a aquellas personas que, como era yo hace algún tiempo, su educación inversora es escasa o nula,  es por ello que voy a establecer primero los principios básicos y en otras entregas ir describiendo los diferentes productos. No pretendo dar consejos sino formar con conocimientos de inversión para  que cada uno sea capaz de tomar sus propias iniciativas.

Vamos a empezar este apartando explicando algunas definiciones básicas sobre la inversión. Cuando invertimos lo más importante es superar a la inflación, es decir  obtener más ingresos que la pérdida de valor del dinero por el efecto de la subida de precios de los bienes y servicios.

INVERSIÓN: Una definición  genérica  de la palabra inversión  podría ser:

La inversión es una compra de bienes o activos con los cuales se esperan generar rendimientos en el futuro.

Ante todo,  cuando nos planteamos invertir,  hay que tener presente que siempre hay un riesgo implícito, debemos valorar la posible rentabilidad con el riesgo que queremos asumir.  Tenemos que estar dispuesto a obtener minusvalías, así como plusvalías.

La inversión puede ser de muchos tipos:

-Invertir en una empresa que genere futuros rendimientos,

-Inversiones en inmovilizado (bienes de equipo, inmuebles, etc.),

-Inversiones como préstamos a terceros que generan unos rendimientos fijos, son las denominadas inversiones de renta fija: deuda pública (letras, bonos, obligaciones), deuda  privada (bonos de empresas…)

-Compra de acciones para  obtener dividendos.

-Compra- venta de acciones (intradía, a medio o largo plazo).

-Así como un largo etc. de productos de renta variable.

Un aspecto  importante a considerar es el tiempo que estamos dispuestos a pasar en el control,  seguimiento e información acerca de nuestras inversiones. Desde este punto de vista, debemos decidir si queremos ser nosotros mismos los que hagamos las inversiones o dejar que otros se encarguen de ellas con nuestro dinero.

  Las dos premisas principales para establecer una estrategia de inversión entonces son,

-Tiempo que vamos a dedicar a la inversión

-Nivel de riesgo que estamos dispuestos a asumir

Saludos y hasta la próxima.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar