Hacienda mira tus números, y tu también deberías hacerlo (II).

Hacienda nos vigila

Segunda parte del artículo en el que comentamos los ratios que Hacienda utiliza para asustar al contribuyente.

En el último post hablábamos sobre las cartas que Hacienda está enviando a distintos sectores, y también de las visitas que se hacen en las propias empresas. Vamos a analizar dos ejemplos que nos sirven tanto para valorar la información que tiene Hacienda y el uso que hace de ella, como para hacer nuestro propio análisis interno:

Ejemplo 1.

 

Ratio

 

 

Contribuyente

 

Sectorial
Beneficio neto respecto al importe neto de la cifra de negocio. -2,88 % 9,65 %
Importe de cobros por tarjeta respecto al importe neto de la cifra de negocios. 51,12 % 34,80 %
Importe de cobros por tarjeta e imposiciones de efectivo respecto al importe neto de la cifra de negocios. 51,12 % 35,84 %

Los importes acumulados de las entradas en cuentas bancarias en 2017 han sido de 85.739,31 euros.

El ratio de beneficio neto lo único que nos indica es que la sociedad tiene un mal resultado y va peor que el sector, lo que puede servirnos más para analizar internamente los motivos y tomar una decisión (bien intentando mejorar o, si el resultado se mantiene en el tiempo, cerrando la empresa) que para determinar la existencia de fraude fiscal. Podría tener significado fiscal si la pérdida se mantiene durante muchos años,  la empresa no tiene ayuda externa para subsistir, cumple con todas las obligaciones de pago, y aun así continúa abierta.

La cantidad de cobros en tarjeta es superior a la media, y en base a lo comentado anteriormente, pueden existir motivos perfectamente razonables para dicha diferencia,

Y el ratio que indica el importe de los cobros por tarjeta e imposiciones en efectivo, en este caso es erróneo, ya que hay imposiciones en el banco desde caja que no se han valorado.

Bajo nuestro punto de vista, el indicador en el que Hacienda podría determinar si existe o no dinero no declarado son las cantidades ingresadas en banco con respecto a la facturación y las cantidades pagadas por caja (si dispone de este dato).

También podemos ver que en los datos del sector sólo hay un 1,04% (35,84%-34,80%) de imposiciones en efectivo.

Ejemplo 2.

 

Ratio

 

 

Contribuyente

 

Sectorial
Margen neto 5.62% 5.68%
Cobros tarjeta 41,74% 26,28%
Cobros tarjeta y efectivo 55,54% 29,17%

Los importes acumulados de las entradas en las cuentas bancarias en 2017 han sido de 452.438,61 euros.

En este caso el margen de la empresa está bastante igualado a la media sectorial, lo que tampoco significa mucho a nivel fiscal. Este ratio tiene más relevancia económica que fiscal.

Los cobros con tarjetas, al igual que antes, aunque el porcentaje sea mayor que el sectorial, no son un dato que pueda indicar la existencia de cantidades no declaradas.

Sobre los cobros de tarjeta y efectivo, lo primero que llama la atención es ¿de dónde obtienen este dato para que sea fiable? La diferencia entre este parámetro y el anterior en el caso de esta empresa es de un 13,80%, en cambio los ingresos que se realizaron en banco en la empresa suponen un 18,41%, y los cobros en efectivo son un porcentaje mucho mayor, ¿qué pasa con el dinero cobrado en efectivo que utilizamos para pagar facturas de efectivo?, ¿no son cobros en efectivo?, ¿y el indicador sectorial?, ¿es razonable que las cantidades de cobro en efectivo sean del 2,89% (29,17%-26,28%)?

También llama mucho la atención que en ambos ejemplos el sector es el mismo, ¿por qué los datos sectoriales son distintos?

Parece evidente que no hay rigurosidad en cuanto a los ratios calculados por Hacienda, siendo básico que esta información sea correcta para poder hacer un estudio, una comparación o determinar que los ratios no son razonables.

Independientemente de las comprobaciones que está realizando Hacienda, y de los errores que esté cometiendo en la estimación de nuestros ratios, nosotros debemos controlar los ratios de nuestras empresas para determinar el buen funcionamiento de las mismas. Debemos realizar análisis periódicos asegurándonos de que se están cumpliendo las obligaciones fiscales y contables, y sobre todo, verificar la buena marcha de nuestra empresa, tomando a tiempo las decisiones adecuadas, en caso que sea necesario.

Analizar periódicamente nuestros números nos ayuda a mejorar nuestros resultados, ahorrar impuestos y ganar tranquilidad ante Hacienda. Si necesitas ayuda, no dudes en contactar con Soluciones Rochamar en el 928 567 867.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s